Dirección Web: https://www.smandaluz.com/noticia/2047/un-mdico-de-hospital-cobra-800-euros-ms-al-mes-en-el-pas-vasco-que-en-andaluca

13/02/2019

Atención Hospitalaria,

Un médico de hospital cobra 800 euros más al mes en el País Vasco que en Andalucía.

Un médico de hospital cobra 800 euros más al mes en el País Vasco que en Andalucía.

La diferencia de sueldo neto entre especialistas hospitalarios de la misma categoría por autonomías supera los 1.500 euros mensuales, según un estudio retributivo de CESM-Granada. La pérdida media del poder adquisitivo en la última década es del 16%.

Fuente: Diario Médico y ABC
Enlace: https://bit.ly/2DDqMrV

​Las diferencias salariales de los médicos hospitalarios en el SNS son equiparables a las existentes en primaria.

Más de 400 euros de diferencia separan la retribución mensual de un especialista hospitalario que ejerce en el País Vasco de sus colegas (de la misma edad, experiencia y nivel retributivo) de La Rioja o Canarias. 834 euros de diferencia con Andalucía. Éste es sólo un ejemplo de las diferencias salariales que ha puesto sobre la mesa un nuevo estudio retributivo 'Diferencias retributivas de los Médicos de Hospital Españoles en 2018 y recortes desde 2009' del Centro de Estudios del Sindicato Médico de Granada, que coordina Vicente Matas. 

De forma análoga al reciente informe sobre las retribuciones del primer nivel asistencial, este nuevo informe distingue entre cuatro tipos de médico de hospital, que representan a los médicos al comienzo de su profesión (sin plaza fija y sin exclusividad), en la etapa media (propietario con unos 40 años o más) y en la etapa final de su carrera, con plaza en propiedad, 55 años o más, varios trienios y la carrera profesional retribuida. Las diferencias entre la máxima retribución bruta y la mínima nacional, llegan hasta más de 1.636 euros al mes en cifras absolutas (si no se discrimina entre los 4 tipos de médico que plantea el informe) y el 64,88% en porcentaje. En cómputo anual, las diferencias llegan a superar los 20.500 euros al año en salario bruto (un 55,59%), y los 26.100 en sueldo neto anual.

Image title

Si se afina ligeramente el examen y nos centramos en las dos últimas categorías (es decir, los médicos con plaza en propiedad, de entre 40 y 55 años de edad, con varios trienios y varios niveles de carrera profesional retribuidos), las diferencias mensuales llegan hasta los 1.569,25 euros netos, y se quedan en los 1.451,25 euros, si se habla de salario bruto. Concretando aún más: un especialista hospitalario del País Vasco del grupo 3 cobra 380 euros netos más al mes que un colega de la misma categoría que ejerza en La Rioja, 372 más que un andaluz. Las diferencias en el grupo 4 se elevan hasta los 424 euros netos al mes entre la comunidad que mejor paga (también el País Vasco) y la que peor (Canarias).

Las diferencias no se limitan únicamente a las retribuciones básicas, sino que son tanto o más acusadas en el complemento de atención continuada (guardias). En 2018, las diferencias en día laborable son de 10,77 euros la hora en día laborable (un 63,88 %) entre los médicos andaluces (en último lugar, con 16,86 euros por hora de guardia) y los médicos de Murcia (al frente, con 27,63 euros). La media del SNS estuvo el año pasado en 22,88 euros por hora.

Recortes salariales

Como también evidenciaba el estudio retributivo de primaria, los recortes directos que han sufrido los especialistas hospitalarios desde 2009 llegan hasta más de 3.702 euros al año brutos (un 6,1% menos de salario), que sumados a otros recortes indirectos, incrementos de impuestos e inflación, han supuesto, según el estudio, pérdidas de poder adquisitivo que, en algunos casos, llegan hasta más de 13.200 euros brutos anuales (un 21,5%). La media supera el 16% anual de pérdida en todos los casos objeto del estudio y en todas las comunidades.

Para establecer una comparativa salarial con los países de nuestro entorno, el estudio se remite a algunos de los salarios medios europeos reflejados en el informe que Medscape España publicó en septiembre de 2018: Francia (96.000 euros al año), Alemania (126.100), Reino Unido (131.200) y Estados Unidos (269.100 euros anuales). Ese mismo año, las retribuciones máximas anuales brutas del Sistema Nacional de Salud (SNS) oscilaron, según los datos recopilados por el Centro de Estudios de CESM-Granada, entre los 53.111 euros del médico del primer grupo y los 80.574 euros anuales del del cuarto grupo, el mejor pagado.

Andalucía, la comunidad que peor paga a sus médicos

Andalucía es la comunidad autónoma que menos paga a sus médicos. Un estudio elaborado por el Sindicato Médico de Granada revela las diferencias que existen entre profesionales dentro del mismo sector fruto de los recortes salariales, a los que se suma la pérdida de poder adquisitivo por la inflación. De media, un médico del Servicio Andaluz de Salud (SAS) cobra algo menos de 17 euros por hora, lejos de la media nacional, que asciende a casi 23 euros y que a su vez es inferior a lo que perciben los médicos de Castilla la Mancha o Murcia, donde cada hora de trabajo se retribuye por encima de los 27 euros.

Las diferencias entre médicos de distintas comunidades son «muy importantes» y «los recortes sufridos por la crisis han sido excesivos y asimétricos», asevera el Sindicato Médico de Granada, que en su estudio llega a cifrar en un porcentaje del 65% el margen entre la máxima retribución bruta nacional y la mínima. Esto supone un mismo profesional hospitalario puede llegar a cobrar unos 20.000 euros menos al año en función del servicio de salud autonómico donde desempeñe su trabajo.

Estas diferencias se han visto acentuadas a causa de los recortes que desde 2009 han soportado los profesionales, cuyos salarios se han visto reducidos de media en 3.700 euros al año. Una merma a la que también se suman los recortes indirectos, el aumento de los impuestos y el encarecimiento del precio de la vida. La inflación en esta última década ronda el 15%, por lo que la merma salarial, en realidad, se eleva hasta más de 13.000 euros, lo que porcentualmente supone una pérdida de poder adquisitivo superior al 25%.

El informe del Sindicato Médico revela que los galenos andaluces son los que peor cobran de toda España. - ABC

En lo que respecta a los médicos de Atención Primaria, las cifras de recortes y pérdida de poder adquisitivo son similares, «aunque mal de muchos no puede ser consuelo para nadie», asevera el Sindicato Médico, que además recuerda la necesidad que tienen muchos profesionales de «contratar a alguna persona para cuidar a los hijos durante la guardia», por lo que «puede darse la paradoja de que le cueste dinero trabajar».

Por debajo de otros países

Pese a todo, «en España disfrutamos aún de un Servicio Nacional de Salud de los mejores a nivel mundial, que ofrece buenas prestaciones por un costo muy asequible». Como recuerda el Sindicato Médico, la calidad asistencial se ha mantenido en niveles aceptables «a costa de un tremendo sobreesfuerzo de sus profesionales y muy especialmente de los médicos», dado que el sistema se basa «en unas condiciones retributivas y laborales de los médicos muy alejadas de los países de nuestro entorno».

Un estudio publicado por Medscape España en septiembre de 2018 comparaba los salarios españoles con los de los médicos de otros países que se consideran desarrollados. Por ejemplo, Francia(96.000 €/año), Alemania (126.100 €/año), Reino Unido (131.200 €/año) y Estados Unidos (269.100 €/año). Incluyendo guardias, los médicos andaluces cobran de media entre 32.000 y 50.000 euros netos, mientras que la media nacional se sitúa entre 41.000 y 54.000 euros anuales, en función del tipo de plaza que ocupe el profesional.

Un pacto de Estado

Además, el Sindicato Médico considera que las retribuciones de los médicos españoles «son discriminatorias» con respecto a «otros empleados públicos del mismo nivel a los que no se les exige tan importe esfuerzo de formación, responsabilidad y amplitud de horario», y cita como ejemplos el de los profesores de enseñanzas medias o universitarios, jueves, fiscales, inspectores de hacienda… La comparación con el gremio de la abogacía también arroja diferencias significativas, pues «en la mayoría de los casos duplican el nivel de salarios de los médicos españoles».

Por todo ello, el Sindicato Médico considera necesario «un pacto de Estado por la salud que incremente el porcentaje del PIB» de al menos un 1%: «De otro modo será muy difícil atender el incremento del gasto que supone el crecimiento y envejecimiento de la población, la expansión de la cartera de servicios y la necesaria recuperación de las condiciones del ejercicio de la profesión de los médicos españoles» como garantes de «la continuidad asistencial, la equidad, la accesibilidad y la sostenibilidad del Servicio Nacional de Salud».