Dirección Web: https://www.smandaluz.com/noticia/808/el-sas-se-pone-nervioso-y-carga-contra-una-mdico-que-le-responde-a-quin-llama-irresponsable

07/11/2016

Todos los Colectivos,

El SAS se pone nervioso y carga contra una médico que le responde ¿A quién llama irresponsable?

El SAS se pone nervioso y carga contra una médico que le responde ¿A quién llama irresponsable?

La Delegación de Salud ataca a una dermatóloga de Huelva que lidera un movimiento social como el de Granada en contra de los recortes y de la fusión de hospitales. #Huelvaporunasanidaddigna anuncia movilizaciones en la calle.

Fuente: El Mundo y Huelva24.com

Leer la noticia completa en El Mundo 

Irresponsable. Ése es el más suaves de los calificativos que ha empleado la Consejería de Salud contra la doctora Paloma Hergueta, dermatóloga del hospital Infanta Elena de Huelva y promotora de una campaña contra los recortes sanitarios y la fusión de hospitales que ya ha logrado, sólo en redes sociales, el apoyo de más de 13.000 personas.

Hergueta puso en marcha hace quince días una página en Facebook llamada #Huelvaporunasanidaddigna y en apenas 48 horas ya había logrado 4.000 miembros, que a día de ayer eran ya algo más de 13.000.

Fue, cuenta la propia doctora, una iniciativa personal que surgió tras comprobar la enorme movilización en Granada con el mismo objetivo y la respuesta de la ciudadanía y, como sucedió en la capital granadina, el objetivo es una manifestación multitudinaria cuya fecha podría conocerse esta próxima semana.

Hergueta colmó la paciencia de la Junta con una serie de charlas que dio el viernes en un centro social de Huelva, La Gota de Leche, en las que diseccionó crudamente la realidad de la sanidad en la provincia, marcada por ser la que mayor tasa de mortalidad general e infantil tiene de toda la comunidad autónoma.

Pero, además, como recordó ayer a este periódico la promotora de la campaña, el Servicio Andaluz de Salud (SAS) tiene una «deuda histórica» con Huelva, ya que es la que presenta peores indicadores en lo que se refiere a número de camas, gasto sanitario por habitante, número de pediatras o cartera de servicios. «Y con la fusión de los hospitales [el Juan Ramón Jiménez y el Infanta Elena] terminan de recortarnos y los problemas se han agravado», señala.

En respuesta a estas denuncias la Delegación de Salud envió un comunicado de prensa que afirmaba que «la Junta no puede tolerar esta clase de mensajes malintencionado» en el que atacó a la doctora Hergueta, que es vicepresidenta del Colegio de Médicos.


En una carta al director que leemos en Huelva24.com la doctora Paloma Hergueta contesta a las acusaciones de la Delegación de Salud de Huelva: 

¿A quién llama irresponsable?

Con membrete de la Delegación de Gobierno de la Junta de Andalucía, se ha enviado el 4 de noviembre a los medios de comunicación un comunicado de la Delegación Territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, que entiendo como una ataque personal a mi honorabilidad y profesionalidad y que me veo en la obligación de contestar.

La Junta, a la vez que dice respetar un movimiento ciudadano, afirma sin pertenecer a el  ni tener ningún dato al respecto, que no es apolítico ni asindical. Como no saben como parar la bola de nieve en que se ha convertido un humilde grupo de facebook: #Huelvaporunasanidaddigna (que en menos de 15 dias tiene alrededor de 13.000 integrantes), para intentar destruirlo y frenar la marea blanca que se está generando en toda Andalucía, han decidido desprestigiarlo a través de mi persona.

Puestos a desnudar los inconfesables intereses que me han llevado a crear este grupo y la manipulación política oculta que en él existe, afirmo y he afirmado desde su origen, que no tengo ni he tenido nunca cargo en ningún partido político y que nunca he recibido ninguna remuneración de ninguno de ellos. Terminé mis estudios universitarios con un expediente académico de matrícula de honor en todas las asignaturas menos en cinco, en las que obtuve calificación de sobresaliente, y fui premio extraordinario de Licenciatura. Hice mi tesina de Licenciatura con calificación Sobresaliente 'cum laude' y me formé como especialista en Dermatología en el Hospital 12 de Octubre de Madrid tras aprobar el MIR con el numero 163 de 27.000 que nos presentamos ese año. Tengo una plaza en propiedad obtenida por oposición y he vivido siempre de ese trabajo y no de la política.

También es del dominio público (y en el grupo de facebook también se ha comentado desde sus inicios) que tengo una consulta privada, abierta desde 1994, porque entonces contraje matrimonio con un onubense, vine a vivir a  Huelva, y tras estar en el paro unos meses y en vista de que no había trabajo en la sanidad pública, renuncie a mi subsidio de desempleo y con mis ahorros de residente y la ayuda de mi esposo, abrí mi consulta privada. Después de tantos años de ejercicio privado no creo que nadie se atreva siquiera a insinuar que esto lo hago para beneficiar esta actividad.

Después de varios años de ejercicio profesional como dermatóloga en el Hospital Infanta Elena, como cada vez más médicos, me afilie al Sindicato Médico y unos años después me presenté a las elecciones a vocal de hospitales del mismo porque el deterioro de nuestras condiciones de trabajo, y la repetida vulneración de nuestros derechos laborales y profesionales, me hicieron desear aportar mi granito de arena. Durante un tiempo trabajé para el mismo en mi tiempo libre (sin horas de liberación) y posteriormente comencé a tener algunas horas sindicales para poder hacer frente a un trabajo cada vez mayor. Unos meses después, el sindicato me ofreció una liberación total y sí, ahora soy liberada sindical por el mismo. Ni lo he ocultado ni me avergüenza en absoluto: al contrario, me enorgullece y desde el primer momento que abrí el grupo ha sido público, pero decidí abrir el grupo a título personal, como apolítico y asindical para poder unir a todos, fueran de la ideología que fueran bajo un lema común: una sanidad digna para Huelva. Ya en varias ocasiones se ha intentado usar estos argumentos para intentar desestabilizar y paralizar este movimiento.

Soy vicepresidenta del Colegio de Médicos de Huelva y he sido vocal provincial y autonómica de Hospitales en el Consejo Andaluz de Colegios de Médicos y secretaria de la vocalía nacional de Hospitales de la Organización Médico Colegial (OMC). También soy miembro de la comisión nacional de la especialidad médica dermatológica –esto se les ha olvidado comentarlo–. Pero de nuevo repito que esto es lo que soy y no lo que represento en este grupo. Tengo ademas dos hijos, así que estoy suficientemente ocupada como para perder mi tiempo inventando o creando falsas conspiraciones.

Ahora, y tras aclarar el primer punto, voy a contestar una a una las afirmaciones de esta nota de prensa:

Consideran de forma textual "... una irresponsabilidad utilizar el argumento de la mortalidad en general, y concretamente la infantil, para desprestigiar al sistema sanitario público en Huelva. Hergueta debería saber que para analizar los índices de mortalidad en la población hay que tener en cuenta múltiples factores, como son los económicos, sociales o de hábitos de vida, entre otros, aparte de los referidos estrictamente a la atención sanitaria”. Todos los asistentes podrán corroborar que los datos que se presentaron lo fueron de forma totalmente aséptica políticamente hablando. Ni pretendo ni he pretendido desprestigiar ningún sistema sanitario sino hacer un diagnóstico de nuestra enferma sanidad para poder ponerle un tratamiento que le permita sobrevivir. Siento que, como ha ocurrido en otras ocasiones, se me ataque personalmente y se intente confundir a la población, pero la cruda realidad es que este argumento no desmiente lo que dije: que Huelva tiene la mayor mortalidad general e infantil, que dobla la media andaluza y ha empeorado en los últimos años. El resto de conclusiones son de la Delegación. 'Excusatio non petita acusatio est'.

Afirman que “según las últimas estadísticas correspondientes a 2014, el índice de mortalidad infantil en Huelva se encuentra en 2,6 casos por cada 1.000 recién nacidos frente a los 3,6 de la media andaluza. Cifras que para nada tienen que ver con las aportadas en la charla de ayer". Yo he dado mis fuentes, en concreto las páginas 39 y siguientes, de la Memoria Estadística de la Consejería de salud 2015, que se puede consultar en el siguiente enlace, los últimos publicados y en concreto pag. 51 la mortalidad infantil y pag 54 la postneonatal. En la afirmación de la Delegación no se reporta las fuentes de sus datos ni donde se encuentran publicados. Aún así estaría encantada de que así fuera y más baja si fuera posible. Repito la única intención de mi estudio es el diagnóstico del problema para poder aplicar un tratamiento.

También se emplea como argumento una comparación con a mortalidad infantil en Estados Unidos, datos que desconozco, pero de nuevo el hecho de que allí estén mejor o peor que en nuestra ciudad eso no evita que Huelva sea la última de España y la última de Andalucía. Seguro señor Delegado que en África hay más mortalidad infantil que en Huelva, pero este no era el tema de la presentación. Efectivamente las cifras fluctúan de un año a otro como dicen, pero digo yo que será para todas las provincias ¿o sólo para Huelva?

En el siguiente párrafo afirman que “la Junta no puede tolerar esta clase de mensajes malintencionados que lo único que persiguen es generar una alarma y sembrar dudas sobre la calidad de los servicios entre la población. Más si cabe si están apoyados en datos que ni son serios ni rigurosos”. Espero que en lugar de tirar la piedra y esconder la mano expliquen la intención que afirman que tengo. Esto es fácil de rebatir. Si la sanidad onubense y andaluza fueran tan perfectas como dicen no habría casi 13.000 personas en un grupo de Facebook en menos de 15 dias ni se habría desbordado la sala de conferencias, ni habría descontento manifiesto en varias provincias andaluzas (Granada en su grupo 27.000 miembros, 1.200 en Málaga y 2.800 en Cádiz). Amén del detallito de la “pequeña” manifestación de Granada el 16 de octubre. Por cierto, cuando tildan de no rigurosos los datos de la Consejería será por algo.

Y continúa: “El supuesto incremento de la mortalidad infantil en la provincia con el proceso de unificación de los hospitales, cuando, además de ser un argumento falso, esta actuación persigue justamente lo contrario: la ampliación de la cartera de servicios a disposición tanto de la población pediátrica como del resto de usuarios para equiparar así a Huelva con las principales capitales andaluza”.  Aquí ya se reconoce implícitamente que no estamos equiparados con estas capitales andaluzas y, además, pretender no es hacer. Es decir pretenderán hacernos creer lo que quieran de la fusión, pero la realidad es que no sólo no se ha aumentado la cartera de servicios sino que antes de la unión había algún pediatra más adscrito al servicio.

“En el marco de este proceso se ha puesto en marcha un nuevo área materno-infantil que centraliza toda la atención de este tipo (partos, urgencias de ginecología y pediatría, consultas y hospitalización) en unas nuevas instalaciones mucho más grandes, modernas y funcionales, que posibilitan además que se oferte un mayor número de prestaciones a los ciudadanos. En el apartado pediátrico en concreto, dicha unidad refuerza los cuidados intensivos a la población en esta franja de edad incorporando una UCI de mayor capacidad y boxes para pacientes críticos/aislamiento, entre otros avances”. Pues ahí va la verdad de este maternoinfantil: Con tan sólo 800.000 euros obtenidos de fondos Feder para la cooperación transfronteriza, que les compromete a tratar a las pacientes del Algarve portugués (en la entrada del hospital Juan Ramón Jiménez está el cartel anunciador) pretenden solucionar la atención maternoinfantil de la mayor parte de la provincia (a excepción del área de Riotinto). En Almeria el proyecto de construcción de su maternoinfantil se cifró en 15 millones de euros. Hablan de la mayor capacidad de la UCI pero, al menos esta vez, no se han atrevido a decir que hay UCI pediátrica.

"La provincia dispone de una elevada dotación de recursos sanitarios acorde a su volumen de población y los onubenses pueden acceder a la cartera íntegra de prestaciones tanto en atención primaria como especializada del Servicio Andaluz de Salud, que está entre las más completas del conjunto del país”. De nuevo una afirmación demagógica sin datos que la apoyen. Los que yo presento de la Memoria Estadística de la Consejería de Salud dicen claramente lo contrario.

En cuanto a la Atención Primaria, "el cupo medio de médicos de familia en la provincia es de 1.416 usuarios por facultativo; en Pediatría, de 1.125 niños por pediatra, y la ratio media de Enfermería es de 1.770 usuarios por cada profesional". De nuevo el truco del cupo medio: mezclan los centros de la Sierra donde por la dispersión geográfica hay médicos con 800 cartillas porque atienden varios pueblos con otros como Lepe con 2.200 cartillas, Cartaya, etc que superan con creces estos estándares. En ningún momento en mi exposición se hablo de la media sino de que había muchos centros por encima de ellos y eso tampoco pueden desmentirlo.

"La carencia de pediatras en las consultas de Atención Primaria no es un problema exclusivo de Huelva, sino que es una realidad que se da en todo el país, debido a la falta de este tipo de especialistas en las bolsas de empleo”. Por fin estamos de acuerdo, pero por ello no deja de ser cierto que somos la provincia más deficitaria (mal de muchos consuelo de tontos, dice el refrán). También veladamente insinúan algo que por supuesto no he dicho: que los médicos de familia no hagan su tarea lo mejor que saben y pueden, solo dije que no son especialistas en Pediatría y realmente no lo son.

“(...) Camas hospitalarias como criterio de valoración de la calidad en la atención sanitaria, también debería saber u oculta interesadamente que éste es un parámetro ya obsoleto, en tanto en cuanto el desarrollo de la cirugía mayor ambulatoria". Las camas serán un parámetro obsoleto, pero “deberían saber o interesadamente ocultan” que lo serán para toda España y para todas las provincias andaluzas, no sólo para Huelva. Y es innegable nuestro déficit y desigual distribución geográfica.

Afirman que “la tasa de ocupación de los hospitales onubenses ronda de media el 80%, por lo que se da respuesta con total garantías a las necesidades de hospitalización con los recursos disponibles en la provincia”. De nuevo aplicando la media borran las sobrecargas que hay en determinados periodos del año (lo que colapsa las urgencias con pacientes horas y horas esperando camas) y tampoco han podido desmentir que las camas cerradas en verano, por el periodo vacacional, lo sigan estando ahora.

Con respecto a las listas de espera “que en este primer semestre del año ya se haya incrementado en más de un 3% la actividad de las consultas de especialidades. A ello hay que añadir la labor conjunta entre los distritos de atención primaria y el Complejo Hospitalaria para agilizar la atención a los pacientes”. No discuten que Huelva es la última de Andalucía y ese “ímprobo” trabajo realizado para reducir las listas de espera un 3% implica que a esa velocidad nunca se van a acabar. Lo único realmente hecho, hasta ahora, ha sido contratar un traumatólogo. “Una muestra de ello es que para el próximo año las partidas en salud vuelven a crecer en los presupuestos autonómicos, en concreto cerca de un 5,5%, lo que supone alrededor de 500 millones de euros más". Adjunto lo que se pone para Huelva y su sanidad: ni dinero para chares ni para UCI pediátrica ni unidad del dolor ni litotriptor ni maternoinfatil ni ecoendoscopia ni para apenas ninguna de las grandes necesidades de la provincia. Por cierto, el hospital de Lepe no se va a abrir, de hecho su equipamiento se está repartiendo para equipar quirófanos y laboratorio del Infanta Elena y su TAC se ha llevado a la provincia de Jaén.

“(...) El respaldo de los ciudadanos que, según las últimas encuestas de satisfacción en Huelva, en el 90% de los casos se muestran satisfechos con la atención recibida tanto en los centros de salud y hospitales de la provincia”. Aquí está el verdadero problema de no presentar reclamaciones. A veces no se hacen porque ya el problema por fin se ha solucionado o porque los pacientes consideran que son poco útiles. Pero recordad: no reclamar les permite sacar pecho. Y es nuestra salud la que está en juego.

El Servicio andaluz de Salud está en tal situación que ha sido preciso que la fundación de don Amancio Ortega (ZARA) haya donado 40 millones de euros para 25 equipos de radioterapia para Andalucía. Por cierto, de ellos, a Huelva solo le toca 1. ¿Por población no serían 2? Ni siquiera en los regalos doña Susana los reparte por igual. Por favor, don Amancio, ¿no podría ayudarnos a salvar la sanidad de Huelva?

En conclusión, aparte del ataque personal y de una cortina de humo, no se ha desmentido fehacientemente ninguno de los datos de la exposición de ayer.

Para finalizar, agradecer todos los comentarios y las muestras de apoyo que he recibido del grupo de Facebook, que demuestran que este movimiento no es ya algo mio, es de todos y a todos insulta cuando pretende engañarnos. Al final, con su actitud, han hecho que algo que solo pretendía que se arreglará un problema, se transforme en una marea irrefrenable al empecinarse en negarnos nuestros derechos.

Julia Paloma Hergueta Sánchez