Dirección Web: https://www.smandaluz.com/noticia/2056/declaraciones-a-la-prensa-del-consejero-de-salud-jess-aguirre-seguimos-con-los-mismos-vicios-que-antes

25/02/2019

Todos los Colectivos,

Declaraciones a la prensa del Consejero de Salud, Jesús Aguirre. Seguimos con los mismos vicios que antes...

Declaraciones a la prensa del Consejero de Salud, Jesús Aguirre. Seguimos con los mismos vicios que antes...

Seguimos sin enterarnos de primera mano de los planes de la Consejería de Salud. Pero nuestra obligación es publicar sus intenciones dichas a los medios. ​«La lista de espera del SAS es el doble de la que declaraba al Ministerio de Sanidad».

Fuente: ABC Sevilla
Enlace: https://bit.ly/2VctGuK

​Seguimos pidiendo información de primera mano por parte de la Consejería de Salud y el SAS, pero hasta el momento seguimos en las mismas que con el anterior gobierno andaluz. ¿Hasta cuándo? Los legítimos representantes de la mayoría de los facultativos andaluces seguiremos pidiendo diálogo.

La entrevista del Consejero de Salud al ABC
Aquí puedes ver el vídeo de la entrevista del ABC

El consejero de Salud y Familias anuncia un plan de choque y advirte del peligro de la «fuga de batas blancas» 

El 5 marzo conicidiendo con su salida del Senado, tenía previsto jubilarse, pero ha aceptado el reto de reformar el mayor sistema sanitario de España. Tiene más ilusión que recursos para gestionar una herencia en forma de «joya de la corona», envenenada por ser la peor financiada. El consejero de Salud y Familias espera numerosos informes de situación para conocer las dimensiones del reto. En esta entrevista avanza que las listas de espera están maquilladas hasta tal punto que puede doblar a la reconocida por el anterior equipo. Añade que habrá un plan de choque para atenderlas, que tenemos un serio problema de falta de médicos, que no habrá más subasta de medicamentos, que habrá cambios en urgencias, que las unidades de gestión clínica se denominarán «de gestión sanitaria», que reforzará los centros de especialidades y que serán los expertos quienes determinen las prioridades de las obras de infraestructuras a acometer en el futuro porque, de momento, el PSOE solo le ha dejado maquetas.

¿Usted también llama «joya de la corona» al sistema sanitario?

Siempre lo he dicho. Es la envidia del mundo entero y conozco la sanidad de otros países. Una sanidad universal, gratuita y de calidad.

¿Hasta qué punto está politizada la sanidad?

Me he encontrado una sanidad donde el volumen de cargos de libre designación es muy importante. A estas alturas no conozco el total de gerencias, fundaciones y organismos... Hay sitios a los que aún no hemos llegado. Nuestro concepto es que los cargos intermedios de las unidades de gestión clínica, que nosotros vamos a llamar unidades de gestión sanitaria, se elijan de abajo a arriba. El puesto será por mérito, capacidad y por consenso con todos los trabajadores de la unidad. La sanidad es tan importante que no debe estar solo en manos de los políticos.

¿Mantendrá la reforma el sistema de Atención Primaria que proyectaba el anterior gobierno?

La Atención Primaria es la puerta de entrada al sistema. La vamos a mimar dándole más capacidad de resolución, para restarle burocracia y ganar tiempo a la consulta con el paciente. Se impulsará más la atención domiciliaria a pacientes pluripatológicos y paliativos, con especial implicación del médico especialista y la enfermería. Nosotros apostamos por los centros de especialidades para la resolución de todos aquellos procesos que se puedan solventar en lo que llamamos acto único, de tal forma que el paciente salga del centro con su diagnóstico y tratamiento, para descongestionar los hospitales. Es la tendencia. Mientras mayor capacidad de diagnóstico tenga el primer escalón del sistema, menor. A eso unimos un nuevo modelo de gestión de urgencias para que en los grandes hospitales no coincidan un paciente resfriado con un politraumatizado. Tenemos que fidelizar a los pacientes hacia las urgencias de Atención Primaria. A las urgencias hospitalarias de agudos se llegará con informe, pruebas y un avance de diagnóstico hecho. Haremos un filtro para derivar las urgencias hacia la atención primaria. Hay un alto volumen de procesos crónicos que demandan una atención cercana y no una costosa derivación a los hospitales.

¿Urgencias seguirá vinculada a la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias?

Hay que hacer un cambio estructural. Ahora mismo tenemos además de EPES a varios dispositivos. Tiene que ser piramidal. No puede ser que para activar el dispositivo de urgencias de mi pueblo tenga que llamar a Málaga, donde no saben dónde está mi pueblo, para que me lo manden. Nosotros apostamos por las áreas sanitarias, que englobarán lo que es atención primaria y especializada en el mismo nivel. Las urgencias estarán vinculadas a esas áreas. No pueden estar fuera del sistema. El modelo lo tenemos muy estudiado, tanto en la gestión administrativa como en la gestión directa estableciendo círculos concéntricos de atención directa en los dispositivos del área sanitaria para filtrar las urgencias a los hospitales. No pude ser que tengamos centros de salud con población diana de más de 60.000 habitantes que no tiene un servicio de urgencias.

¿Qué espera del informe que ha solicitado sobre situación real de la lista de espera?

En una semana presentaremos un informe detallado. Los datos que se mandaban al ministerio no eran los correctos. En su momento valoraré qué se hizo. Nuestra auditoría por centros, nos confirma que el volumen de lista de espera es el doble al declarado. Intentaremos poner un plan de choque, que va a necesitar un aporte presupuestario importante. Pero es algo que tenemos que solucionar. El número de pacientes fuera de plazo del decreto de garantías es muy alto.

¿Ese plan de choque prevé externalizar determinados procesos?  

Primero tengo que optimizar al máximo los recursos del sistema público, porque es mucho más eficiente. Si no, se recurrirá a otro recursos como se ha venido haciendo hasta ahora. Lo que no puedo tener es a una persona con ceguera por cataratas esperando una operación que no tiene fecha. A mí me han puesto aquí para solucionar los problemas. Lo ideal es que la demora sea cero. Tenemos que conseguirlo, romper la dinámica y que los plazos se adecuen a nuestro compromiso electoral. Lo importante es solucionar el problema del paciente. Y tengo que tirar de todo lo que haya. Si es en beneficio del paciente, no tengo ningún tipo de complejo en este aspecto.

¿Cómo va a suspender la subasta de medicamentos?

Estamos en ello. La subasta de aquí no se ha extrapolado a ninguna comunidad autónoma, ni quiera del PSOE. Ni a ningún otro país. es algo muy singular. Pronto vamos a tener un informe sobre desabastecimiento de medicamentos en farmacias andaluzas como consecuencia de la propia subasta y de problemas adherencia al tratamiento por parte de pacientes polimedicados por el cambio continuo de la presentación de los fármacos de la subasta. Hay muchos argumentos para que independientemente de su bondad económica no sea factible en esta sanidad.

¿Mantendrá los compromisos en materia de infraestructuras?

Tengo un informe de todos. Son promesas electorales, convertidas en dibujos que no van seguidas de un asiento económico en el presupuesto. En estas próximas semanas nos llegará una gran cantidad de proyectos pero cuando se pregunta cuándo tenían previsto iniciar las obras es cuando me encuentro la cartulina en blanco. Cero, cero. Algunas son vitales y vamos a meterlas en los presupuestos y estamos buscando financiación vía fondos Feder. Pero la decisión sobre qué obras serán prioritarias se tomarán en cada provincia por grupos de expertos convocados por la Consejería. El Consejo de Gobienro lo aprobará este martes, pero el primero ya se ha constituido en Málaga.

¿Será difícil avanzar en tantas reformas siendo la comunidad española con menos inversión sanitaria por habitante año?

Mientras aquí estamos en 1.098 euros habitante año, la media española son 1.250 euros. Extremadura está en 1.430 euros y el País Vasco en 1.700. Estamos ante una sanidad infradotada desde el punto de vista presupuestario y eso repercute en las retribuciones al personal y en ladrillo. Y si no se nota en la calidad es gracias a los propios profesionales. La solución es una mejor gestión y una financiación equitativa de los recursos del Estado con el pago de los 4.000 millones de euros que el Parlamento andaluz reclama como deuda por la infrafinanciación estatal de los servicios básicos. La voluntad de un Gobierno se plasma en sus presupuestos. En eso yo pongo como ejemplo a Extremadura, tiene problemas, pero mis médicos se me están yendo a trabajar allí.

¿Qué consecuencias puede tener esa fuga de batas blancas?

Tenemos un déficit de profesionales muy importante que se nos va a ir acrecentando en el tiempo y sabemos por la curva demográfica que lo que hoy es un problema, pronto va a ser un problemazo. Vamos a ir a por nuestros médicos a Portugal y a otros países. Una operación retorno, porque si no, vamos a llorar por las esquinas de aquí a muy poquito. Hay especialidades como anestesistas, Familia, Pediatría, neurología… en las que vamos a tener problemas serios.